Apple alcanzó los US$ 800.000 millones y es la empresa más valiosa del mundo

Imagen original

Las acciones de las principales compañías tecnológicas están teniendo fuertes crecimientos en Wall Street. Pero de todas ellas, la que más se destaca es Apple, que en lo que va del año creció un 32% y esta semana marcó un nuevo récord, al alcanzar el miércoles una capitalización bursátil de US$ 800.000 millones y tocar su máximo valor de mercado y el de cualquier compañía norteamericana. Es, de hecho, la compañía que más vale en el mundo.

Las acciones del fabricante del teléfono celular iPhone, que dirige Tim Cook, se dispararon en simultáneo con el aumento de la participación accionaria del gurú de las finanzas Warren Buffet, que ya tiene el 2,6% de la compañía de Silicon Valley, a través de su brazo inversor Berkshire Hathaway. En los últimos cuatro meses, Buffet pasó de tener US$ 7.100 millones, a US$ 19.200 millones en acciones de Apple, convirtiéndose en el cuarto accionista de la compañía.

Cuando Apple lanzó el primer iPhone, en junio de 2007, la empresa tenía un valor de mercado de US$ 100.000 millones. En ese entonces, la principal cotizante de Wall Street era Petrochina, que había alcanzado una capitalización bursátil de un billón de dólares, cuando el barril de petróleo estaba por encima de los US$ 100. A la empresa china le seguían Exxon Mobil, General Electric, Microsoft, Google y Apple.

A nivel global, en una década los teléfonos iPhone pasaron a representar el 63% de los ingresos de Apple. Y la empresa creada por Steve Jobs logró dejar atrás a todas las compañías: Google (Alphanet), que ahora vale US$ 652.000 millones; Microsoft, con una capitalización de US$ 535.000 millones; y Amazon, con US$ 453.000 millones. El declive en la valuación de las empresas tradicionales provocó que quedaran más atrás Exxon Mobil, General Electric y Petrochina, que en la actualidad vale cinco veces menos que hace diez años, con una capitalización bursátil de US$ 190.000 millones.

Justamente, el mayor desafío de Apple está en China, su segundo mercado después de los Estados Unidos, ya que en el primer trimestre del año mostró una fuerte caída y vendió 15% menos de iPhone; aunque peor le fue a Samsung, cuyas ventas cayeron 60%. Allí Huawei juega de local y se mantuvo en el primer lugar, con un aumento interanual del 25%.

Los analistas consideran que Apple está en inmejorables condiciones para comprar alguna importante empresa tecnológica, para invertir parte de los US$ 257.000 millones en efectivo que tiene la compañía. El 90% de ese dinero está fuera de los Estados Unidos, para obtener beneficios fiscales en otros países, algo que es muy criticado por la gestión de Donald Trump.

Fuente: Clarín